La basura en el océano

Como buceadores esta problemática nos toca muy de cerca, pues, más de una vez hemos visto basura en nuestros buceos o hemos participado de alguna limpieza submarina donde hemos sido testigos de su presencia en los ecosistemas marinos.

Según estimaciones de la ONU (2019) la basura arrojada en las playas o desde las embarcaciones, así como el desplazamiento de los residuos por el viento y los ríos, lleva al océano 8 millones de toneladas de plástico cada año y aproximadamente un 90% de las aves marinas lo han consumido. Hacia 2025 esta cifra puede doblarse y tener efectos catastróficos para la biodiversidad marina y la economía al perjudicar actividades como el turismo y la pesca.

y tú, ¿qué haces en el día a día para evitar que el plástico llegue al mar?

 

Existen estudios sobre la basura en playas y aquella que queda flotando, pero la que se encuentra en los fondos es todavía un misterio. El poco conocimiento sobre la basura que queda bajo el agua tiene que ver con el difícil acceso a este medio, lo que limita la capacidad de los laboratorios para la recopilación de los datos a gran escala.

En Ocean Eyes hemos monitoreado la basura submarina gracias a las observaciones de l@s buz@s. La mayoría de la basura fue plástico (28%) seguido de materiales de pesca (22%) y metales (20%).

Estos resultados coinciden con otros trabajos científicos donde también se evidenciaba que la mayoría de la basura observada bajo el agua pertenecía a plástico.

La presencia de basura submareal del país es muy frecuente, pero se encuentra poca cantidad y concentrada en zonas someras. ¿Por qué? La basura que llega al fondo sería arrastrada por las corrientes, lo que hace que desaparezca de nuestra vista, pero no del sistema. Seguramente donde más hemos visto basura ha sido en buceos de orilla y a una baja profundidad, basura que proviene de la costa (playa y/o arrastrada por los vientos).

La mayoría de las observaciones son en la zona centro del país, aún faltan datos en la zona norte y sur para así determinar su distribución.

Si eres buceador@ y quieres ayudar, envía tus observaciones en nuestra página o escríbenos!

¡Nuevo Artículo Científico!

Parte de nuestro equipo trabaja investigando cómo mejorar la participación de los buzos en ciencia ¡y hoy algunos de sus resultados han sido publicados en una revista científica!

¡Y qué significa esto? Todo el conocimiento científico debe pasar un proceso de publicación en revistas científicas. Este es un largo camino, a veces tedioso, en el que investigadores de todo el mundo (expertos en ese área del conocimiento) revisan tu artículo meticulosamente para constatar que lo que se escribió tiene una base científica y aporta novedad a la temática. ¡¡Y es por eso que estamos de enhorabuena, publicar un artículo es una gran noticia en el ambiente científico!!

frontier

¿Cómo la diversidad de buzos afecta al diseño de proyectos de Ciencia Ciudadana? Esa es la pregunta que tratamos de responder en este estudio. La ciencia ciudadana es aquella que se hace con la participación activa de la ciudadanía. En OceanEyes nos importa la participación de los buzos, y es por ello que lo que quisimos saber cuanto era su interes en colaborar con la ciencia y cuales serían sus motivaciones. Además, sabiendo la diversidad de buzos que tenemos en Chile (buzos artesanales, instructores de buceo, buzos recteativos…), quisimos descubrir si todos los buzos tenían el mismo potencial y disposición para colaborar. Para ello entrevistamos a más de 200 buzos desde Arica hasta Chiloé. Buzos mariscadores, instructores de buceo, buzos recreativos, científicos, etc.

Los que descubrimos es que todos los buzos coinciden en que su principal motivación para participar en proyectos científicos sería aprender sobre el medio marino y sentir que están contribuyendo con la ciencia. En general los buzos prefieren colaborar aportando datos con metodologías no complejas, donde puedan aportar después de sus buceos y no tomando dato durante la inmersión. Además, encontramos que existen muchas diferencias importantes entre los diferentes tipos de buzos que deben ser tenidas en cuenta si queremos que colaboren activamente en trabajos científicos.

A) Reportante solamente eventos inusuales; B) Anotando lo que viste después de tus buceos; C) Tomando muestras durante tus buceos; D) Anotando lo que ves durante tus buceos; E) Haciendo transectos científicos y F)Haciendo experimentos bajo el agua

Por ejemplo los buzos mariscadores tienen mucha experiencia en buceo y pasan muchas horas bajo el agua, lo que los hace claves para que puedan reportar especies o eventos raros que ocurren bajo el agua. Además tendrían mucho conocimiento ecológico como resultado de su experiencia buceando por lo que tendríamos mucho que aprender de ellos. Sin embargo tienen algunas limitaciones para colaborar con los científicos, ya que en sus buceos tienen muy poco tiempo libre lo que le limitaría para por ejemplo tomar datos durante sus buceos. Además, en muchos casos viven en sitios remotos con difícil acceso a algunas vías de comunicación y tecnologías que podrían ser necesarias para la colaboración.

Por otro lado, en el lado opuesto están los buzos recreativo quienes, en general, son los menos experimentados en buceo (en términos generales, sabemos que hay algunos muy experimentados). Sin embargo ellos tienen mucho tiempo libre durante su buceo que podrían incluso llegar a dedicar a hacer muestreos científicos.

Principales preferencias y diferencias entre los diferentes grupos de buzos entrevistados.

Si quieres saber más sobre este nuevo descubrimiento, te invitamos a ver nuestro artículo, lamentablemente está en inglés y no existe una versión es español, ¡¡pero estaremos encantados de responder cualquier duda que tengas al respecto!!